Desarrollo de los Retratos griegos y romanos

En la Grecia arcaica (siglo 6 aC) representaciones de hombres y mujeres siguieron el ideal general de belleza: el humano guapo también rtepresenta la vida perfecta y una buena familia.

Un buen ejemplo es la estatua funeraria de Creso de Atenas (530-520 aC): http://de.wikipedia.org/wiki/Kroisos-Kouros#mediaviewer/File:0006MAN-Kouros2.jpg

En el período clásico (segundo trimestre del siglo cinco aC) aunque había retratos ocasionales que se apartan de lo ideal, por ejemplo un busto de Temístocles (http://arachne.uni-koeln.de/artículo/objeto/14124), normalmente las esculturas ahora siguieron un nuevo tipo ideal (por ejemplo el Doríforo de Policleto). Pero todaviá las imagenes son representaciones de la madurez, la belleza y la dignidad. Otros ejemplos incluyen retratos de Pericles o el grupo tiranicidio.

A finales del cuarto siglo aC empieza el interés empírico en el individuo y sus peculiaridades (por ejemplo Sócrates).

En el período helenístico se piensa primero en los retratos de Alejandro Magno – dedicados primero en el efecto a las masas. Aún así, casi no habían retratos individuales. Al mismo tiempo en Roma ya había retratos individualizados. Pero también esos imagenes apuntan al imagen político, es decir, a actuaciones y acciones del representado, pero no a la naturaleza interna.

Desde el siglo dos aC carisma y cualidades de liderazgo eran más y más importante, que fueron representadas por medio de expresiones patéticos y gestos imperiosos.

Desde la Guerra Civil en el siglo primero aC la presentación de carisma era mal visto. Se consideraba peligroso y las caras de retratos ahora no muestran ningún movimiento.

Esto también se refleja en los retratos del primer emperador romano Augusto. Siempre fue representado joven y casi no muestra rasgos individuales. Este Clasicismo (finales del siglo primero aC / principios del siglo primero dC) se caracteriza por la idealización y se basa en imagenes griegos del siglo quinto aC.

Sus sucesores de la familia imperial Julio-Claudia siguieron este modelo. Después había un cambio abrupto en la representación de los emperadores del Imperio Romano. Vespasiano se dejó representar como un hombre calvo con una boca sin dientes y los ojos entornados. Por supuesto esos eran rasgos individuales, pero también sirvieron para crear un fuerte contraste con Nerón, que tuvo un comportamiento cada vez más tiránico.

En el siglo segundo dC los retratos del emperador ( y personaprivadas les imitaban) mostraron calma y paciencia, que ilustraron la paz y la justicia: ejemplpos son Adriano o Marco Aurelio.

Con el comienzo al tercer siglo dC de nuevo cambiaron los retratos. Caracalla fue representado como un hombre amenazador y los emperadores soldados todos mostraron un corte de pelo corto.

A finales de la antigüedad, los emperadores finalmente muestran patetismo con grandes ojos y rostros expresivos (por ejemplo, Constantino el Grande).

Tecnología de vidrio romano

 

Con la fuerza ocupante de los romanos, también los primeros recipientes de vidrios entraron en la Renania. Y pronto empezó aquí una producción propia de vidrio de alta calidad.

 
Las materias primas que de utilizaron eran arena de cuarzo, que en muchos lugares de la región del Rin era disponible de color blanco, mezclado con sosa, cal y óxidos metálicos. Estos ingredientes formaron una masa líquida cuando se calienta. La sosa baja el punto de fusión y los óxidos metálicos proporcionan diferentes colores.

 
Para fundir la mezcla de vidrio se tiene que calentar el horno a 1300-1500 grados Celsius; el procesamiento luego se lleva a cabo a 800 a 1200 grados.

 
Los orígenes de la fabricación de vidrio están en el Oriente, donde ya se encuentra en el cuarto milenio antes de Cristo en forma de esmalte de vidrio. Esto fue seguidos por perlas de vidrio y luego por recipientes de vidrio. Los primeros recipientes de vidrio en el segundo milenio antes de Cristo en Egipto fueron producidos en la llamada tecnología de la base de arena. Un núcleo de arena estaba cubierta de una masa de vidrio líquido y, después del enfriamiento del vidrio, la arena fue quitada. Otras formas como platos se hacía a menudo presionandolos en la forma deseada.

 
Sin embargo, la innovación más importante en la fabricación de vidrio era la cerbatana, que surgió en el siglo primero antes a Cristo. El soplador de vidrio sopla una gota de masa de vidrio fundido hasta el tamaño deseado y con la ayuda de alicates, etc. cambia la forma de la masa. Esta nueva técnica hizo posible la diversidad de formas de antiguos vasos de vidrio que vemos hoy en tantos museos. Con el tiempo, se creó más y más formas sofisticadas: Vidrios con abolladuras o perillas, con ranuras o decoración de plástico, lijados, teñidos, pintados o con un recubrimiento de oro.

 
Una forma particularmente fascinante es la llamada copa diatreta: de doble pared, por lo general len forma de campana, cuya pared exterior está perforado para formar una red. Hasta hoy en día, se argumenta sobre si esta forma de la pared ha sido lijada o creado al presionar.

 
La colección más grande del mundo de vidrios romanos se puede encontrar en el Museo Romano-Germánico en Colonia. (Ver fotos http://www.jugendheim-gersbach.de/Jugendheim-Gersbach-Glashuetten-Glas-4-Rom.html)